la ciencia se corrige a si misma porque

La ciencia Errores y avances en su autorregulación

¿Es necesario confiar en la información que nos proporciona la ciencia? Un pensador en el área de la ciencia reflexiona sobre las opiniones de los educadores en torno a este apasionante cuestionamiento.

Análisis de respuestas de profesores de ciencia frente a desafíos de los estudiantes

En este artículo, exploramos las diferentes formas en las que los profesores de ciencia han intentado defender el conocimiento científico cuando los estudiantes cuestionan su validez. Las preguntas más comunes suelen ser "¿Por qué deberíamos creer lo que la ciencia nos dice?".

Para ampliar la perspectiva sobre este tema, también compartimos comentarios y sugerencias de un filósofo de la ciencia experto en la materia.

A menudo, cuando nos enfrentamos a este tipo de retos en cualquier área, tendemos a responder de manera defensiva. Sin embargo, ¿es efectivo evadir por completo el tema de la verdad?

El problema de percibir la verdad como relativa

Uno de los mayores inconvenientes de considerar la verdad como algo relativo es que, sin una noción de la verdad como algo objetivo, se vuelve casi imposible entender cómo podemos adquirir conocimientos sobre el mundo que nos rodea. Si lo que consideramos como verdad solo es válido para nosotros a nivel individual, ¿cómo podríamos llegar a un consenso o a un desacuerdo mutuo? En ese caso, cada uno siempre tendría la razón, y a su vez, dejaría de existir la idea de lo que significa estar en lo correcto.

Desacreditar la ciencia mediante falacias históricas Una táctica recurrente de los creacionistas

En un artículo de opinión publicado el 29/4/2017, el abogado Fernando Zamora reflexiona sobre la confianza que debemos depositar en las teorías científicas en relación a su explicación sobre el origen de la vida. En su opinión, las "tesis materialistas" no deberían ser tomadas con tanta seguridad.

Zamora argumenta que la ciencia no es infalible, pero lo que la hace valiosa es su capacidad de autocorrección. A diferencia de lo que muchos piensan, los científicos no se aferran ciegamente a las teorías, sino que están constantemente revisando y reanalizando los datos para proponer nuevas teorías actualizadas y mejoradas.

Un ejemplo de esto es cómo la mecánica de Newton fue reemplazada por Einstein con su teoría de la relatividad tras el descubrimiento del comportamiento de la luz. Sin embargo, esto no significa que la propuesta de Newton fuera ridícula o desacreditada. En cambio, Zamora señala que la ridiculización de otras ideas es contraproducente y solo perpetúa la teoría dominante en un ambiente de opinión.

El abogado también responde a aquellos que usan errores científicos pasados para criticar la validez de la ciencia en sí. Él señala que la ciencia es un producto de la evolución humana y, por lo tanto, propensa a cometer errores. Sin embargo, esto no significa que debamos descartar por completo la ciencia y recurrir a una retórica antigua y obsoleta en busca de respuestas.

Los poliedros regulares

La historia de la ciencia y la ciencia no son sinónimos. Si bien la ciencia es su propio campo de estudio, su historia va más allá y abarca también aspectos políticos, psicológicos y otros factores volubles que influyen en su práctica, haciendo que no siempre sea completamente "científica". Del mismo modo, los científicos no son sólo practicantes, sino también seres egoístas, mentirosos, con propensión al autoengaño y a los sesgos.

Centrémonos entonces en la ciencia por sí misma, a nivel epistemológico, y dejemos de lado la historia y los científicos.

Uno de los descubrimientos más significativos, atribuido a Platón, fue el hecho de que solo pueden existir cinco poliedros regulares. Es un hallazgo impresionante de la naturaleza, que demuestra que ésta no es un caos. ¿Por qué precisamente cinco y no siete u ocho?

Artículos relacionados