t e l

Todo lo que necesitas saber sobre el TEL: síntomas, características y diferencias con el TDL

El trastorno específico del lenguaje (TEL) es una discapacidad poco conocida pero que afecta a un gran número de niños alrededor del mundo. Se caracteriza por tener dificultades en el desarrollo del lenguaje, lo que puede afectar su comunicación y el aprendizaje en general. En este artículo, hablaremos sobre qué es el TEL y cuáles son sus síntomas, diferencias con el trastorno del desarrollo del lenguaje (TDL), cómo identificar si un niño es TEL, si esta discapacidad se puede curar, entre otros temas relevantes. Además, profundizaremos en las características y tipos de TEL, así como algunos ejemplos y su clasificación según el DSM-V. Siéntete invitado a descubrir más acerca del TEL y cómo afecta a quienes lo padecen.

TEL receptivo

TEL (Tiempo-Espacio-Lugar) es una teoría que busca explicar cómo las personas procesan, interpretan y recuerdan la información. Esta teoría tiene un enfoque receptivo, lo que significa que se basa en cómo el individuo recibe y asimila la información en su entorno.

El TEL receptivo se compone de tres elementos clave: el tiempo, el espacio y el lugar. Estos tres componentes trabajan juntos para determinar cómo el individuo percibe y comprende la información que recibe.

El tiempo se refiere a la duración de cada interacción y cómo se organiza y se focaliza la información en el tiempo. El espacio se refiere a la distancia y la proximidad entre las personas, así como al contexto físico en el que se lleva a cabo la interacción. El lugar se refiere a cómo el contexto social y cultural puede influir en cómo se interpreta la información.

Aunque todos estos elementos son importantes, la teoría del TEL receptivo pone énfasis en el lugar. Esto se debe a que el lugar puede tener un impacto significativo en cómo se percibe y recuerda la información. Por ejemplo, si una persona está en un lugar que le resulta familiar y cómodo, es más probable que recuerde la información recibida con mayor detalle y precisión.

Al comprender cómo el tiempo, el espacio y el lugar influyen en nuestras interacciones, podemos mejorar la comunicación y promover una recepción adecuada de la información.

Es importante tener en cuenta el TEL receptivo en diversas situaciones, como en la educación, en la comunicación interpersonal y en la publicidad. Al tener en cuenta el tiempo, el espacio y el lugar, podemos lograr una mayor comprensión y recordación de la información que compartimos.

© 2021 TEL receptivo. Todos los derechos reservados.

TEL mixto

En los últimos años, la tecnología ha avanzado a pasos agigantados. Uno de los avances más importantes ha sido la creación del TEL mixto, una nueva forma de comunicación que combina la tradicional telefonía con la tecnología de transmisión de datos.

El TEL mixto ofrece una serie de ventajas que lo convierten en un medio de comunicación muy eficiente. Para empezar, permite una mayor velocidad en la transmisión de datos, lo que se traduce en una comunicación más fluida y sin interrupciones.

Otra de las ventajas más destacadas del TEL mixto es su versatilidad. Gracias a esta tecnología, es posible realizar llamadas de voz, enviar mensajes de texto, compartir archivos y hasta realizar videollamadas, todo desde una única plataforma.

Además, el TEL mixto es cada vez más utilizado en el ámbito empresarial, ya que permite una comunicación más eficaz entre empleados y clientes, así como también facilita el trabajo en equipo entre compañeros.

Aunque esta nueva forma de comunicación todavía se está implementando en muchos países, se espera que en un futuro próximo sea utilizada de forma masiva, tanto en el ámbito personal como en el laboral.

¡No dudes en probarlo y comprobar por ti mismo sus beneficios!

TEL vs TDL

En la actualidad, en el mundo empresarial existen dos opciones para gestionar las comunicaciones internas y externas: TEL (Telefonía Empresarial Local) y TDL (Telefonía de Línea Directa).

Ambas opciones ofrecen beneficios y ventajas para las empresas, pero ¿cuál es la mejor opción para tu empresa? Aquí te daremos las claves para que puedas tomar la mejor decisión.

TEL: La opción tradicional

La telefonía empresarial local ha sido utilizada durante décadas en las empresas. Consiste en un sistema telefónico interno conectado a la red pública de telefonía. A través de una centralita, se pueden realizar llamadas internas y externas, así como transferir llamadas entre extensiones.

Entre las ventajas del TEL se encuentran su facilidad de uso, su fiabilidad y su bajo coste. Además, con este sistema las llamadas dentro de la empresa no tienen coste, lo que supone un ahorro considerable para las empresas con una alta frecuencia de comunicación interna.

TDL: La opción moderna y digital

Pero en la era de la digitalización, muchas empresas están optando por cambiar su infraestructura telefónica por el sistema de TDL. Este sistema consiste en líneas directas a través de internet, lo que permite la realización de llamadas al mismo tiempo que se utilizan otras aplicaciones de internet.

Entre las principales ventajas del TDL se encuentran su flexibilidad y la capacidad de integrarse con otras herramientas de comunicación, como videollamadas o chats. Además, suele tener un coste fijo sin límite de llamadas, lo que también supone un ahorro para las empresas con un alto volumen de comunicación.

¿TEL o TDL? Toma tu decisión

Aunque ambas opciones tienen sus ventajas, la elección dependerá de las necesidades y características de cada empresa. Para tomar una decisión acertada, es importante tener en cuenta el volumen de llamadas internas y externas, la necesidad de integración con otras herramientas y el presupuesto disponible.

Analiza las necesidades de tu empresa y elige la opción que mejor se adapte a ellas.

Diagnóstico de TEL

El Trastorno Específico del Lenguaje (TEL) es una alteración en el desarrollo del lenguaje que afecta a niños y niñas sin que exista una causa física o neurológica aparente. Se caracteriza por dificultades en la adquisición y uso del lenguaje, afectando tanto al habla como a la comprensión y expresión del mismo.

El diagnóstico de TEL es fundamental para poder ofrecer una adecuada intervención y apoyo a los niños y niñas que lo presentan. Este proceso debe ser llevado a cabo por un equipo multidisciplinario, conformado por profesionales especializados en el área de la salud y educación.

El primer paso en el diagnóstico de TEL es la evaluación del lenguaje. Se realizan pruebas estandarizadas para analizar la fluidez, la semántica, la morfosintaxis y la pragmática del lenguaje del niño o niña en cuestión. También se pueden incluir observaciones y entrevistas con los padres y/o maestros, para conocer más sobre sus habilidades comunicativas en distintos contextos.

Es importante destacar que el diagnóstico de TEL debe ser diferencial, es decir, descartar otras posibles causas que puedan estar afectando el desarrollo del lenguaje del niño o niña. Por eso, se pueden solicitar exámenes físicos y neurológicos para descartar problemas de audición, visión, trastornos del espectro autista u otras alteraciones que puedan estar afectando su comunicación.

Una vez que se ha confirmado el diagnóstico de TEL, el equipo multidisciplinario debe establecer un plan de intervención individualizado, adaptado a las necesidades específicas de cada niño o niña. Este plan puede incluir terapias de lenguaje, actividades y estrategias educativas, entre otras.

Gracias a una detección temprana y una intervención adecuada, es posible mejorar sus habilidades comunicativas y favorecer su desarrollo integral.

Artículos relacionados